Ce site utilise des cookies afin d’améliorer votre expérience de navigation.
En poursuivant votre navigation, vous acceptez l’utilisation de cookies et autres traceurs à des fins de mesure d’audience, partage avec les réseaux sociaux, profilage.

La société d’avocats Damy

La Société d'avocats Damy à Nice assure une prestation de haut niveau, de la consultation d’un avocat à la représentation en justice. Les avocats du cabinet sont compétents en droit des affaires, des sociétés, droit immobilier, droit bancaire, droit social, droit des victimes et cas de dommages corporels. Membre de l’Association des avocats praticiens en droit social, Maître Grégory Damy dispose de certificats de spécialisation.  

El trabajador podrá tomar nota de la rescisión de su contrato de trabajo por incumplimiento de sus obligaciones esenciales por parte del empresario.

En función de la gravedad de los hechos, la adopción del acto puede analizarse como despido sin causa real y grave ni renuncia (SOC, 25 de junio de 2003, no 01-43.679, Bol. civ. V, no 209).

El impago de los salarios, la falta de trabajo, el incumplimiento de las normas de seguridad y el incumplimiento de los períodos de descanso semanal son ejemplos de comportamientos graves por parte del empleador que pueden justificar la actuación del empleado.

Un concepto pretoriano, la adopción de la ley recientemente hizo su entrada en el Código de Trabajo gracias a la Ley N º 2014-743 de 1 de julio de 2014.

Este texto introduce un procedimiento acelerado para las solicitudes de clasificación de los actos adoptados por los trabajadores por dos motivos:

por una parte, el litigio se presenta directamente ante la oficina de la sentencia, sin fase de conciliación por otra parte, el Consejo dispone de un plazo de un mes para examinar la solicitud

La rapidez está tanto más justificada cuanto que el trabajador que ha tomado nota de la rescisión de su contrato de trabajo no es indemnizado por el seguro de desempleo a la espera de la decisión del tribunal laboral.

Tribunal de Casación, Sala Civil, Social, 26 de marzo de 2014, Sin embargo, esta tramitación acelerada de las reclamaciones no debe incitar a los empleados a romper su contrato ante cualquier mala conducta por parte de su empleador.

En efecto, la Sala de lo Social del Tribunal de Casación ha precisado recientemente que las supuestas infracciones por parte del empleador deben ser suficientemente graves para impedir la continuación del contrato de trabajo (Cass. soc. 26 marzo 2014, n°12-23.634; Cass. soc. 26 marzo 2014, n°12-35.040,; Cass. soc. 26 marzo 2014, No. 12-21.372).

Así, tanto la gravedad de las faltas del empleador como el tiempo transcurrido entre su comisión y la adopción del acto condicionan la calificación de la adopción del acto como despido sin causa real y grave.

Al igual que las faltas graves que justifican el despido, las faltas del empresario deben ser, por tanto, intolerables y hacer imposible el mantenimiento de la relación laboral.

Queda por ver si el objetivo de velocidad del legislador será alcanzable en la práctica, dada la congestión de los tribunales laborales.